Las inscripciones al certamen se pueden formalizar hasta el próximo 27 de noviembre a través de la web de Afundación

Las fotografías de los belenes participantes se expondrán al público en una muestra que, en función de las circunstancias, podrá ser presencial o virtual

El Concurso de belenes de Afundación, un referente en la tradición cultural de la Navidad en Galicia que este año cumple su edición número 55,  cambia su formato para adaptarse a las nuevas condiciones de seguridad sanitaria en el contexto de la pandemia del coronavirus. Así, en esta ocasión, los participantes no montarán sus creaciones en la sala de exposiciones del Teatro Afundación, como venía siendo habitual, sino que aportarán fotografías de los belenes realizados que servirán al jurado para otorgar los diferentes premios y se mostrarán posteriormente a través de una exposición virtual. Afundación valorará, en función de las circunstancias, la posibilidad de organizar una muestra presencial con las fotografías presentadas.

Las inscripciones para participar se pueden formalizar desde aquí y el plazo para hacerlo permanecerá abierto hasta el próximo 27 de noviembre. Podrá participar cualquier persona o colectivo, pudiendo presentar solo un belén por cada inscripción, tal y como se especifica en las bases de esta edición. Para la elaboración de las obras se puede utilizar cualquier tipo de material y deberán montarse sobre una superficie rígida de, aproximadamente, un metro cuadrado.

Otra de las novedades de esta edición es la clasificación de los galardones en diferentes categorías: «mejor ejecución», «mayor originalidad» y «mayor claridad en el mensaje solidario»; en cada una de estas tres categorías se entregará un premio en concepto de ganador y otro en concepto de finalista. Como en años anteriores se mantiene la categoría para colectivos de menores de 16 años. Un jurado valorará a principios del mes de diciembre todos los trabajos presentados,  prestando especial atención a la adecuación de los belenes a las categorías mencionadas.