Exponen que el convenio colectivo fija un plus por trabajar en festivo, y que la compañía no se lo ha abonado al personal que operó el pasado 10 de abril, Viernes Santo

Según se apunta en el escrito dirigido a la Inspección, la concesionaria ofreció a cambio «un día de descanso y la no aplicación de la suspensión del contrato uno de los días planificados en su calendario de ERTE»

El Comité remite también un escrito al Concello reclamando baños en las cabeceras de líneas para los conductores; la permanencia de la tarjeta monedero; y que la indemnización a Vitrasa por las pérdidas del estado de alarma alcance a los conductores

El Comité de Empresa de Vitrasa ha denunciado a la concesionaria ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social por lo que consideran un claro incumplimiento del convenio colectivo. En concreto, en el escrito de denuncia presentado se alude al artículo nº 8 de dicho convenio, en el que se recoge, textualmente, que «el personal que trabaje un día festivo o un día de descanso percibirá un Plus que aglutina todos los conceptos (precio cerrado) de los siguientes importes (…)».

El propio documento detalla esos importes, que para el año 2020 se eleva a los 96,36€. Desde el Comité denuncian que la concesionaria no ha abonado dicho importe, al que tiene derecho el personal que trabajó el pasado 10 de abril, Viernes Santo.

Frente a esto, exponen, la dirección de Vitrasa ha comunicado que, como consecuencia del ERTE, «aquellos conductores que trabajen en festivos, serán compensados con un día de descanso y la no aplicación de la suspensión del contrato uno de los días planificados en su calendario de ERTE». Un punto, critican, que ha sido adoptado de modo unilateral sin ser negociado con el Comité, y por el que han decidido denunciar ante la Inspección de trabajo.

Escrito al Concello

Asimismo, en las últimas horas el Comité remitía también un escrito al Concello de Vigo con varias peticiones. En primer lugar, reclaman baños en las cabeceras de líneas para los conductores, que habían sido instalados con motivo del estado de alarma, pero se han vuelto a suprimir ahora. Esta es una antigua demanda de los trabajadores que, como recuerdan, llegó a ser comprometida por el actual delegado de Zona Franca, David Regades, entonces concejal en el Ayuntamiento.

En segundo lugar, el Comité apuesta por la permanencia de la tarjeta monedero implantada, para quienes no tenían derecho a la Pass Vigo, para evitar el pago en efectivo durante la crisis del coronavirus. Los trabajadores entienden que la tarjeta es una buena opción «para viajeros que vengan a nuestra ciudad temporalmente», pudiéndose incluso distribuir en puntos estratégicos para su adquisición.

Y por último, y en relación a la indemnización a Vitrasa por las pérdidas del estado de alarma anunciada por el Concello, desde el Comité se confía en que la misma alcance a los conductores. No en vano, y como recuerdan, todos ellos fueron incluidos en el ERTE causándoles una «merma considerable en los ingresos».