Caballero apuesta por la «cooperación total» frente al Covid

El alcalde, en rueda de prensa.

Califica de «muy acertadas» las últimas medidas adoptadas por la Xunta, aunque vuelve a exigir datos por ciudades

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, se ha referido hoy a la situación política que atraviesa la Comunidad de Madrid -con Gobierno central y autonómico enfrentados desde hace semanas por la evolución de la pandemia- para ejemplificar lo que no quiere para Vigo. En este sentido, el regidor ha enterrado el hacha de guerra y ha apostado por la «cooperación total» para evitar hacer de la pandemia un tema de discusión política.

En este marco, Caballero ha llegado a calificar de «muy acertadas» las últimas restricciones que ha impuesto la Xunta, entre las que destaca la prohibición de reuniones superiores a 10 personas. Lo ha hecho, eso sí, antes de poner un ‘pero’ a la gestión autonómica: la falta de datos sobre la evolución diaria del Covid en Vigo.

Más allá de esta queja, el alcalde se ha referido también al informe del Consello Consultivo, que se conocía hoy, y que delimita las competencias sancionadoras de los concellos sobre las infracciones relacionadas con el coronavirus.

Según ha informado la Xunta, el informe establece que los concellos ostentan la competencia para la vigilancia, inspección y control del cumplimiento de las medidas de prevención del coronavirus -tanto las establecidas a nivel estatal como las de carácter autonómico- dentro del ámbito de sus competencias.

Pese a todo, Caballero ha abogado por esperar a la recepción oficial del informe para trasladárselo después a los servicios jurídicos de la casa. En caso de que estos determinen que es «garantía jurídica suficiente» -«estaría encantado»-, el Ayuntamiento procederá a tramitar dichas sanciones.