Vigo inicia los trámites para construir una nueva potabilizadora

Potabilizadora de O Casal.

Caballero anuncia que se ha remitido hoy el proyecto, que ahora deber ser validado por Augas de Galicia

Un informe técnico municipal del año 2010 ya ponía encima de la mesa la necesidad de invertir más de 21 millones en la modernización de la ETAP del Casal

Vigo ha iniciado los trámites para la construcción de una nueva potabilizadora que renovará la existente actualmente en el Casal. Una infraestructura cuya mejora lleva tiempo encima de la mesa, y que ahora, parece, va a acometer el gobierno local.

Así lo ha avanzado hoy el alcalde, Abel Caballero, que ha indicado que la misma supondrá una «inversión multimillonaria» que espera ejecutar antes de que finalice el mandato actual.

La necesidad de llevar a cabo esta actuación se recoge ya en un informe técnico municipal del año 2010, en el que se valoraba el coste de la modernización de la ETAP de O Casal en algo más de 21 millones de euros.

Una necesidad ratificada años más tarde, en 2017, por otro informe técnico, en esta ocasión de la concesionaria municipal ‘Aqualia’, que dice textualmente que «la ETAP del Casal actualmente presenta un diseño claramente obsoleto y unas carencias en el tratamiento que imposibilitan el cumplimiento de las limitaciones establecidas en el RD 140/2003″.

Ese mismo informe recuerda que «en octubre de 2006 el Concello de Vigo sacó a concurso la Redacción del Proyecto de mejoras de la ETAP del Casal«. En el mismo figuraban la reforma de la unidad de decantación, de la unidad de filtración y del edificio de control. En este documento de ‘Aqualia’ de hace ya tres años las inversiones necesarias rozaban los 22 millones de euros.

Pese a todo, Caballero ha asegurado hoy que hace dos años, cuando se produjo la última sequía en la ciudad, esta actuación no era necesaria. Ahora, afirma, las circunstancias han cambiado ya que Vigo está creciendo, de modo que el proyecto busca anticiparse a las necesidades que puedan surgir en 5 ó 6 años. En este sentido, el regidor ha defendido que la potabilizadora actual «funciona maravillosamente bien», y que con la nueva el agua de Vigo será de una calidad aún mejor.