En el día de ayer, a las 22:05 horas, un agente de la Policía Local de Vigo observó circulando sin alumbrado a un ciclomotor por la Plaza de Vilar.

Cuando se disponía a darle el alto, comprobó que el vehículo carecía de placa de matrícula. El conductor, al percatarse de la presencia Policial, detuvo bruscamente la marcha y tiró el ciclomotor en unos arbustos para acto seguido introducirse en un local del lugar.

El actuante solicitó el apoyo de otra unidad, pero antes de que estos se presentasen, el huido se personó nuevamente en el punto. El agente procedió a su identificación, tratándose de R. L. S. de Vigo y 31 años de edad, comprobando que presentaba síntomas de encontrarse bajo los efectos de bebidas alcohólicas.

Por este motivo, procedió a realizarle las pruebas preceptivas de determinación del grado de impregnación alcohólica, arrojando estas un resultado positivo de 0,73 y 0,73 mg/l de alcohol por aire expirado, lo que excede el límite penal establecido. El agente tramitó el correspondiente atestado por un presunto delito contra la seguridad del tráfico, siendo el ciclomotor también retirado al depósito municipal.