La Xunta sufraga mejoras en la escuela infantil de Mos-Porteliña por un importe de 47.000 euros

El gerente del Consorcio Gallego de Servicios de Igualdad y Bienestar, Perfecto Rodríguez, visitó hoy el centro acompañado de la alcaldesa mosense, Nidia Arévalo

Se actuará sobre la ventilación, la iluminación y el aislamiento térmico de la equipación

El Ayuntamiento ejecutará las obras a lo largo del próximo mes de agosto, que serán financiadas por el Consorcio mediante la compensación de las liquidaciones que corresponde a la Administración local abonar por este servicio público

La Xunta de Galicia sufragará varias obras de mejora en la escuela infantil de Mos-Porteliña, perteneciente a la red pública autonómica, que cuentan con un presupuesto de 47.200 euros y que se desarrollarán durante el mes de agosto aprovechando el período de vacaciones en el centro. El gerente del Consorcio Gallego de Servicios de Igualdad y Bienestar, Perfecto Rodríguez, y la alcaldesa de este ayuntamiento pontevedrés, Clara Arévalo, visitaron hoy las instalaciones para dar cuenta de estos trabajos, que estarán finalizados para el inicio del nuevo curso escolar en septiembre.

Perfecto Rodríguez explicó que la intervención se centra, fundamentalmente, en la mejora del aislamiento térmico de la escuela, así como en aspectos relacionados con la seguridad. Así, se actuará en la fachada; en las carpinterías de aluminio y madera; en las instalaciones de ventilación, fontanería e iluminación; y se sustituirán los pavimentos exteriores deteriorados por otros nuevos.

Las tareas proyectadas se ajustan a las necesidad puestas en común con la comunidad educativa y cuentan con la supervisión de los servicios técnicos del Consorcio y municipales. La ejecución de los trabajos correrá a cargo del Ayuntamiento y serán financiados por el ente autonómico mediante la compensación de las liquidaciones que corresponde abonar a la Administración local por este servicio público.

Instalaciones de primer nivel

El gerente del Consorcio apuntó que el objetivo de estas obras es “seguir mejorando nuestras escuelas infantiles para poner la disposición de las familias gallegas y sus niños una atención educativa y unos cuidados de calidad en unos centros de primer nivel”.

La escuela comenzará el día 6 de septiembre el nuevo curso con una treintena de niñas y niños de 0 a 3 años matriculados.