La seguridad viaria es responsabilidad de todos. Para afrontar la siniestralidad en las carreteras es necesario seguir trabajando con la suma de esfuerzos de toda la sociedad, porque no hay nada más importante que la vida y la integridad de las personas.

Las cifras pueden ser frías, pero la realidad es que cada muerte en las carreteras es un drama familiar. El año pasado fallecieron 90 personas en las carreteras gallegas, el segundo mejor dato desde el año 2011, tras las 76 víctimas mortales del 2017. En cinco, de los últimos nueve años, el número de fallecidos en accidentes de tráfico en Galicia se mantuvo por debajo de las 100 víctimas, lo que le indica una tendencia positiva en los índices de siniestralidad.

Un acicate para afrontar entre todos la lucha contra esta lacra social, y en la que se tiene que seguir trabajando con la suma de esfuerzos de toda la sociedad, porque no hay nada más importante que la vida y la integridad de las personas. Las cifras pueden ser frías, pero la realidad es que cada muerte en las carreteras es un drama familiar.

Trabajo desde las Administraciones públicas, para poner todos los medios al alcance para evitar los accidentes de tráfico y minimizar sus consecuencias. Necesarios, pero que serán insuficientes si no se acompañan de conductas responsables.

La Xunta está realizando un amplio trabajo en el campo de la seguridad viaria, tanto mejorando los ejes de comunicación de Galicia, con especial protección a los usuarios más vulnerables de las carreteras, como con campañas de formación y concienciación a la sociedad.


8 de cada 10 gallegos viven a menos de 15 minutos de una vía de altas prestaciones


Está así priorizando las actuaciones que se consideran más necesarias atendiendo a criterios de rentabilidad social y seguridad viaria. Esto hizo posible que desde 2009 se incrementaran en más de un 70% los kilómetros de vías de altas prestaciones libres de peaje: 210 kilómetros. Y que en la actualidad 8 de cada 10 gallegos vivan hoy a menos de 15 minutos de una vía de altas prestaciones.


Impulso a los grandes ejes de comunicación

Y para avanzar en la vertebración territorial, la Xunta sigue construyendo carreteras de nuevo trazado y trabajando en la mejora de las infraestructuras viarias existentes, convirtiendo en autovías las vías de altas prestaciones en las que los tráficos lo recomiendan, como el Corredor del Morrazo.

Imagen de la nueva conexión de San Cibrao das Viñas con la Autovía de las Rías Baixas (A-52).

Y con el mismo objetivo, la Consellería de Infraestructuras y Movilidad está también ejecutando obras como la conexión de San Cibrao das Viñas con la Autovía de las Rías Baixas (A-52), en Ourense, o la Vía Ártabra, en A Coruña.

En las carreteras de titularidad de la Xunta se dispone también de una planificación de nuevas obras como el desdoblamiento de la vía de altas prestaciones entre Lugo y Sarria, la de Tui-A Guarda o la de la Costa Norte, así como las comunicaciones complementarias en la autovía de A Estrada, la prolongación de la vía de altas prestaciones de la Costa da Morte o el desdoblamiento de la de Brión-Noia. También se trabaja para impulsar obras nuevas como la Ronda Este de Lugo, la Variante de Carballo o la Variante de Ribeira.


Actuaciones en materia de seguridad viaria

Al impulso de los grandes ejes de comunicación de Galicia, que posibilitan al tiempo mejorar la movilidad y también un incremento de la seguridad viaria, se suman el conjunto de medidas que está acometiendo la Xunta a través del Plan de seguridad vial 2016-2020.

Sólo a actuaciones directamente relacionados con la seguridad viaria, la Xunta destina en este año unos 87 millones de euros, para mantener en buenas condiciones las carreteras.

En esta planificación se incluyen la eliminación de los tramos de concentración de accidentes, los refuerzos de firme a lo largo de los 5.500 kilómetros de vías autonómicas o la construcción de itinerarios sostenibles y seguros, en el marco del Plan de Sendas de Galicia.

Bajo el paraguas del Plan de seguridad viaria de la Xunta se impulsan así un amplio abanico de medidas y actuaciones concretas para tratar de reducir los accidentes de tráfico, atajar la violencia vial, y minimizar sus consecuencias en las carreteras de titularidad autonómica.

A estas intervenciones concretas se añade la conservación común de la red autonómica de carreteras, puesto que es tan importante construir nuevas vías como su mantenimiento en buenas condiciones.


Plan de sendas y Xacobeo 2021

Se sigue avanzando en la construcción de una red de itinerarios seguros para los usuarios más vulnerables de las carreteras, peatones y ciclistas. A través del Plan de Sendas de la Xunta se están construyendo 170 kilómetros de itinerarios que facilitan la movilidad diaria de las personas, primando los desplazamientos a pie o en bicicleta a los centros de salud, colegios, centros administrativos o polígonos empresariales.

En la imagen uno de los postes que señalizan el Camino de Santiago.

Además, con la vista puesta en el Xacobeo 2021 la Xunta está impulsando también la mejora de la seguridad viaria en los puntos en los que los Caminos de Santiago discurren próximos a carreteras autonómicas. Destacan aquí los 5,8 millones de euros destinados a la integración paisajística de las entradas de los Caminos en Compostela.


Señalización rutas ciclistas

También, pensando en otro tipo de usuarios vulnerables de las carreteras, la Xunta comenzará este verano la instalación de la señalización de más de 600 kilómetros de rutas habituales de los ciclistas deportivos. Para eso se colocarán más de 300 señales para avisar de la presencia de los ciclistas a lo largo de los 10 recorridos por vías autonómicas de las cuatro provincias.


Supresión “puntos negro”

Por otro lado, la Xunta está trabajando en la estrategia de eliminación de trechos de concentración de accidentes, actuando en los 52 “puntos negros” identificados. Una medida que se presenta como de significativa efectividad, ya que las estadísticas de accidentalidad muestran que en los escasos 90 kilómetros de tramos de concentración de accidentes existentes en la red autonómica se concentran el 18% de los accidentes con víctimas.


Formación y concienciación

Conscientes de que todas las medidas que se puedan poner en marcha desde la Administración nunca van a ser suficientes sí no van acompañadas de conductas responsables a nivel individual, la Xunta también promueve la cultura de la seguridad vial a través de campañas de educación, formación y concienciación social.

En el ámbito escolar, la campaña “El corazón está de tu lado”, dirigida a niños de 6 a 12 años, trata de que los más pequeños se preocupen por su propia seguridad viaria y contribuyan, de este modo, también a la de los demás.

Portada del libro de unidades didácticas para niños de 6-8 años “O corazón está do teu lado”.

También en colaboración con Stop Accidentes se promueven hábitos de seguridad viaria entre los escolares de zonas rurales de Galicia, definiendo recorridos seguros en las zonas más próximas de entrada y salida del centro escolar.

La formación y concienciación se dirige también al público adulto, que en los últimos años tiene la oportunidad de realizar cursos como los de conducción segura para motoristas.

Además de la sensibilización, es fundamental que los usuarios vulnerables estén visibles en las carreteras ante los vehículos y para eso se vienen distribuyendo cortavientos y chalecos reflectantes. Porque pueden salvarnos la vida.

Cuando finalice la vigencia del plan de Seguridad Viaria, 2016-2020, serán 37.600 las piezas reflectantes distribuidas, sensibilizando a la gente sobre la necesidad de su uso para tratar de prevenir atropellos en las carreteras.

Y a esto se suman las campañas en los medios como la de “Metro y medio”, con la colaboración de la Federación Gallega de Ciclismo, para concienciar de la distancia de separación que se debe dejar con un ciclista, o la activada contra las distracciones al volante.

Campaña institucional para promover y garantizar la seguridad vial para los ciclistas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí