La Guardia Civil detiene en Gondomar a una empleada de hogar por sustraer joyas en las viviendas en las que trabajaba

Ante la falta de signos de violencia física, la Guardia Civil orientó las investigaciones sobre el entorno social de los propietarios, que tenían acceso a ambos domicilios

La Guardia Civil ha detenido a una vecina de Gondomar, de 35 años, por sustraer, presuntamente, joyas en las viviendas donde efectuaba las labores de limpieza.

Tal como informa el Instituto armado, a la mujer se la acusa de hurtar un lote de joyas en dos viviendas del mismo propietario en las que trabajaba, situadas en Gondomar y en Vigo.

La investigación se inició después de que dicho propietario denunciase la sustracción de una importante cantidad de joyas y una cubertería, valorado en casi 11.000 euros. Ante la falta de signos de violencia física de los dos inmuebles, la Guardia Civil orientó las investigaciones sobre el entorno social de los propietarios, que tenían acceso a ambos domicilios.

De esta forma, se averiguó que la presunta autora de los hurtos había sido la persona que realizaba las labores de limpieza. Las sospechas se corroboraron cuando se pudo constatar que parte de las joyas las había vendido en una tienda de compraventa de objetos usados en Vigo. El resto las guardaba en su domicilio.