El implicado, que tampoco llevaba chaleco reflectante, afirma que se dirigía a trabajar a una empresa del polígono industrial de As Gándaras

Agentes de la Guardia Civil han denunciado a un vecino de O Porriño, de 24 años de edad, que caminaba por la autovía A-55, a la altura del polígono industrial de As Gándaras.

Según han informado fuentes de la benemérita, los hechos ocurrieron el sábado por la mañana, cuando numerosos testigos alertaron de que había un peatón caminando por la mencionada vía.

Inmediatamente, una dotación de la Guardia Civil se desplazó al lugar e interceptó al chico, que llevaba puestos unos auriculares, y que relató a los agentes que se dirigía caminando a trabajar a una empresa del polígono industrial.

Los agentes denunciaron al implicado por vulnerar el Reglamento General de Circulación, que prohíbe a los peatones caminar por autovías y autopistas. En este caso con la gravedad de llevar puestos unos cascos que dificultan la percepción de cualquier tipo de sonido. Los guardias escoltaron al chico, que tampoco llevaba chaleco reflectante, a la primera salida para que abandonase la autovía.