La FEN llama a Elena Fernández, jugadora del Náutico de Vigo, a una concentración en el CAR de Sant Cugat

La jugadora formará parte en la localidad catalana del cuarto grupo de trabajo específico, el gallego, que desde octubre han puesto en marcha los técnicos federativos dentro de su programa de tecnificación

Elena Fernández (Vigo, 2008), waterpolista del Real Club Náutico de Vigo, ha sido llamada por la Real Federación Española de Natación (RFEN) para una concentración de tecnificación en el CAR de Sant Cugat del Vallés del 21 al 23 de este mes.

La jugadora formará parte en la localidad catalana del cuarto grupo de trabajo específico, el gallego, que desde octubre han puesto en marcha los técnicos federativos dentro de su programa de tecnificación. Hasta ahora han pasado jugadores y jugadoras de 2008 y 2009 de Navarra, Comunidad Valenciana y Andalucía.

La convocatoria de Elena, dentro de un grupo de tres jugadoras y otros tantos jugadores de equipos gallegos, supone el colofón a un año excepcional. En la campaña 21/22 Luis Vilavedra la hizo competir en tres categorías gallegas (División de Honor femenina y las mixtas cadete e infantil), levantando el Campeonato de Galicia de waterpolo cadete mixto de invierno (marzo, Pontevedra), el de verano (junio, Ferrol) y la Liga Gallega.

Elena, jugadora en posiciones de arco, suele jugar en el centro, como defensora de boya, aunque también cumple en posiciones de 1 y 2 por el lado derecho del ataque. En 2019 ya conquistó la primera edición de la Liga Gallega infantil femenina con el Náutico, que es club volcado con el waterpolo femenino desde 2015.

Para Luis Vilavedra, su entrenador en el Náutico, las virtudes de Elena Fernández son, fundamentalmente: “Juventud, talento y responsabilidad”.

Antonio Aparicio, coordinador estatal de waterpolo de la RFEN, será el técnico federativo encargado del trabajo táctico. Igual que en 2014 cuando trabajó con otra jugadora forjada en el Náutico, Carmen Carrera (Vigo, 2001), que fue la primera viguesa llamada para una convocatoria de este tipo.

Elena, habitual en las convocatorias de la selección gallega, compite en esta nueva temporada 22/23 en categoría cadete (mixta) y en División de Honor femenina. En próximas fechas jugará también con la selección gallega, con la que ya disputó este año el Nacional infantil de selecciones autonómicas en Madrid.

Para el Náutico, esta convocatoria es muy importante. Al waterpolo le cuesta captar jugadoras. Esta campaña, el club vigués, único de la ciudad en esta modalidad, cuenta con 75 licencias entre masculinas y femeninas.