Este pasado 25 de Septiembre comenzó el noveno mundial de League of Legends, «League of Legends World Championship», uno de los eventos más importantes de los ESports, con premios de miles de dólares (Primer premio de 2.4 millones en 2018) y millones de espectadores alrededor del mundo. Muchos son los que siguen este evento con afán religioso, incluso si ya no juegan o están interesados propiamente en el MOBA que lo inspira.

Es por esa misma razón que les invito a repasar los acontecimientos que nos han traído hasta este punto, para ello comencemos por el principio. En Junio de 2011, comienza el primer y humilde campeonato del popular videojuego que está causando sensación en el mundo con su rápido y abrumador éxito. Con sólo ocho equipos en total y un premio de 25 mil dólares y apenas cien mil espectadores, este primer evento ni siquiera toma el nombre de «World Championship» y es conocido en su lugar como «Season 1 Championship», es decir «Campeonato de la Temporada 1». Es también en este momento cuando los primeros equipos profesionales del League of Legends empezaron a forjar sus propias leyendas, como Fnatic o TSM, que a día de hoy son favoritos del público.

El equipo de Fnatic tras su victoria en el campeonato de 2011

El campeonato no tomaría el nombre de «League of Legends World Championship» hasta 2014, cuando el evento tal y como lo conocemos comenzó a cobrar forma. Los equipos debutaron en distintas ciudades y países de Asia, comenzando en Taiwán y terminando en el World Cup Stadium de Seúl, donde el grupo americano, Imagine Dragons tocó en directo para los espectadores.

El evento fue cubierto por hasta 40 retransmisiones, hablando un total de 19 idiomas distintos.

En 2015 ya comenzamos a ver cómo Riot Games empieza a capitalizar en estos eventos competitivos, convirtiéndolos en verdaderos pioneros de los ESports. Fue ese mismo año en el que los equipos profesionales comenzaron a usar entrenadores y el «Mid Season Invitational», el segundo campeonato internacional de League of Legends fue introducido a mediados de Mayo. Avanzamos hasta 2018, que a día de hoy, sigue siendo el evento profesional más visto de la historia de League of Legends, con un total de 90 millones de espectadores para la ceremonia de apertura y 200 millones durante la final, convirtiéndose así en el evento de ESports más visto de toda su breve historia, haciendo sombra incluso a campeonatos como la Super Bowl de los Estados Unidos.

Invictus Gaming, el equipo campeón de 2018

Finalmente, el año pasado, del 1 al 3 de Noviembre, la capital Española tuvo el honor de unirse a la lista de ciudades que han hospedado este campeonato internacional, junto con Berlín y París. El equipo China FunPlux Phoenix derrotó allí a los Europeos de G2, siendo el segundo año que un equipo Chino gana el campeonato tras acabar con la racha de 5 años de Corea del Sur. El próximo 31 de Octubre se decidirá el campeón del mundo de 2020, y la emoción no podría ser mayor. A pesar de todas las incidencias que han ocurrido a lo largo del año, los ánimos están por los aires y la ilusión y dedicación de los jugadores es inquebrantable, dispuestos a pelear por la copa del Invocador una vez más.