El incremento del precio se enmarcaba en el pago como contraprestación por la obras de ampliación del Puente de Rande y del cinturón de Santiago

El Consello Consultivo de Galicia ha dictaminado como «nula de pleno derecho» la última subida de peajes autorizada por el Gobierno central en la AP-9. Una subida que se enmarcaba, en su momento, en el pago como contraprestación por la obras de ampliación del Puente de Rande y del cinturón de Santiago.

Considera el Consultivo que la decisión se adoptó basándose en la Ley de Carreteras y no en la de Contratos del sector público, que debería haber sido la norma de referencia según determina el ente autonómico. Misma confusión que se da en la aprobación de la addenda al convenio original entre el Ejecutivo central y la concesionaria, Audasa, y que se formalizó para validar la compensación de actuaciones anteriores.

De esta forma, y como subraya el Consello Consultivo, se vulneró «completamente el procedimiento legalmente establecido». En este sentido, el ente considera la subida de peajes un «beneficio fiscal encubierto» a favor de la concesionaria.