Detenidos en Vigo por agredir a sus parejas: uno frente a su suegra y el otro ante su hijo menor

En la primera detención, la madre contó a los agentes que escuchó una fuerte discusión entre su hija y su novio, mientras que en la segunda la mujer manifestó que en el coche habían mantenido una acalorada discusión durante la cual le había provocado erosiones en el labio inferior

Dos hombres de 28 y 32 años, respectivamente, han sido detenidos en Vigo como presuntos autores de sendos delitos de violencia de género, el primero por agredir a su pareja y a la madre de ésta y el segundo por hacer lo propio con la suya en el interior de un coche, en el que también se encontraba el hijo menor de la pareja.

- Publicidad -
LETRAS GALEGAS 2024

La primera de las detenciones, según informa la Policía, se produjo pasadas las tres de la mañana del domingo en un domicilio de la calle Romil, a donde acudieron los agentes tras recibir un aviso de un posible episodio de violencia de género por parte de la madre de la presunta víctima.

La madre contó a los agentes que minutos antes, en una de las habitaciones de la vivienda, escuchó una fuerte discusión entre su hija y su novio, motivo por el cual llamó a la Policía, y que como los gritos no cesaban, entró en el cuarto para mediar entre ambos, momento en el que fue empujada con fuerza por el ahora detenido, que la tiró al suelo mientras continuaba pegando a la joven en el rostro.

Los agentes comprobaron que la pareja del detenido tenía arañazos tanto en la cara como en su oreja izquierda, así como un traumatismo en la cabeza, por lo que llamaron a los servicios sanitarios, que tras una valoración de las heridas. decidieron trasladar a ambas mujeres al Hospital Povisa.

La segunda detención se produjo al filo de la medianoche en la calle Fisterra, a donde acudieron los agentes tras ser alertados de que un hombre estaba golpeando a una mujer en el interior de un turismo. Una vez en el lugar, los actuantes observaron un forcejeo en el interior del turismo, en cuyo asiento trasero se encontraba un menor.

La mujer manifestó que acababa de salir de su trabajo y su pareja le había ido a recoger, y que una vez en el coche habían mantenido una acalorada discusión durante la cual él le había provocado erosiones en el labio inferior y le había dado un golpe en el pómulo y la ceja izquierda, como comprobaron los agentes.

Los agentes identificaron al presunto agresor y comprobaron que le consta en vigor un control específico de libertad vigilada consecuencia de un procedimiento judicial de malos tratos hacía su cónyuge, prohibiéndole la comunicación con ésta, de modo que lo detuvieron como presunto autor de los delitos de violencia de género y quebrantamiento de condena.