Aparece 20 años después el móvil de Déborah en dependencias policiales

Déborah Fernández en una imagen de archivo.

El hallazgo se ha producido como consecuencia de unas obras llevadas a cabo en las dependencias de la UDEV Central, dentro del complejo policial de Canillas

El caso Déborah sigue deparando sorpresas inesperadas. La última, la aparición, 20 años después, del móvil de la joven en dependencias policiales en Madrid. Un hallazgo que se produce junto a otros efectos y documentación relativa al caso.

Los hechos han sido dados a conocer por la familia de la joven y su equipo de abogados, que subrayan que el celular no tiene la tarjeta SIM y que el hallazgo de todo este material se ha producido como consecuencia de unas obras llevadas a cabo en las dependencias de la UDEV Central, dentro del complejo policial de Canillas.

«Aprovechando el final de las obras y el regreso a la ubicación original, se ha iniciado un proceso de digitalización de la documentación existente en la Sección, motivo por el cual se está revisando todo lo archivado», subraya la familia en un comunicado, en el que cita un oficio de la Policía Nacional.

Ese traslado es que la ha provocado que «en el despacho que ocupa el Grupo I de Homicidios, junto a documentación relativa a otros asuntos antiguos investigados en su momento por ese grupo, se haya hallado un legajo desconocido hasta la fecha que contiene efectos y documentación referentes a la investigación sobre la muerte de Déborah Fernández Cervera».

En este marco, la familia recuerda que el hallazgo se produce cuando la titular del Juzgado de Tui ha denegado la petición de los letrados de la familia de conocer la cadena de custodia del disco duro del ordenador de Déborah y detalles sobre la naturaleza del acta de recogida del mismo.