En mi experiencia, hay dos tipos de fans de la saga iniciada por Ridley Scott y H.R. Giger. El primero se inclinaría por la primera entrega, Alien el Octavo Pasajero, mientras que el segundo prefiere la aproximación de acción y suspense de James Cameron. 

Hace siete años, el primer grupo tuvo por fin una gran adaptación de este enfoque de suspense y terror al mundo del videojuego de la mano de un título del que ya he hablado demasiadas veces, Alien Isolation.

¿Pero qué hay del segundo? Ellos no han tenido tanta suerte. No voy ni siquiera a mencionar cierto juego por Gearbox Software, así que me remontaré hasta el único título moderno que nos trae una buena dosis de James Cameron y acción en el espacio, AvP (Alien vs Predator) 2010.

Si, es del todo irónico que el mejor juego que plasma la película de Cameron; «Aliens el Regreso» ni siquiera sea un juego estrictamente de la saga Alien, en su lugar un bastardo del infame crossover. Dicho esto, al contrario de la película en la que se inspiró, AvP 2010 es de hecho, sin una pizca de ironía, una maravilla del género.

Pero hoy no pretendo arrastrarlos para darles mi opinión sobre un juego que salió hace once años. Hoy he venido a hablar de un título que está por salir; «Aliens Fireteam» un juego cooperativo que nos pondrá en la piel de una serie de soldados superando hordas de xenomorfos en un intento desesperado de cumplir su misión, o escapar con vida, que también está bien.

Desarrollado por el estudio Cold Iron, con una relativa libertad artística, el juego nos dejará personalizar tanto a nuestro valiente soldado del cuerpo colonial como su equipo, eligiendo entre varias armas, cosméticos y aparentemente hasta clases con habilidades y roles únicos.

Personalmente para mí este es el mejor y el peor elemento de este enfoque. Por un lado, la idea de tener que coordinar un equipo con tus amigos un viernes por la tarde para sobrevivir a una horda de alienígenas suena muy tentador, añade a esto un sistema de progresión y mejoras, además de varias clases para añadir rejugabilidad y tienes un juego adictivo en tus manos.

Por otro lado, me parece que centrar el juego alrededor de un modo horda es un error. Personalmente si no hay un par de escenas de suspense parecidas a las de un «horror-survival», y pasas directamente a correr y disparar, o a una última defensa mientras esperas evacuación, pierdes parte del encanto de la saga.

Dicho eso, tendremos que esperar a ver cómo sale el juego. Cold Iron ya ha declarado que su intención es que el juego se mantenga por sí solo sin necesidad de micro-transacciones o un «Roadmap», lo que por mi parte suena muy bien y muy arriesgado. 

«This isn’t Game Over yet, man»